✅ La sensación de abandono lleva a los padres a desheredar a los hijos.

A los hijos les corresponde por ley, al fallecimiento de sus padres, una porción de bienes que la ley, en vista a la protección de la familia, les reserva de forma imperativa. Es decir, al fallecimiento del progenitor, el hijo tiene derecho a la legítima, lo quiera así o no lo quiera aquel.

Son indudables las conexiones que tienen el derecho de sucesiones y la familia. Por eso, por la misma razón por la que existe la legítima: la familia, también se permite la desheredación al hijo cuando le sea imputable el desapego, indiferencia, la falta de relación afectiva y el abandono de los padres.

Hay derechos forales que ya tienen esta causa expresamente en sus códigos como causa que permite la desheredación: La falta de relación afectiva y comunicación, el abandono sentimental, la ausencia de interés con sus problemas diarios, siempre que sea por causa imputable al hijo (legitimario)

 

En derecho común a partir del 2010 el Tribunal Supremo abrió la puerta a esta causa de desheredación, incardinándola en el art 853.2 del Código Civil, como “maltrato de obra”.

Al no tratarse de una de las causas expresas típicas del Código Civil, se propuso una interpretación flexible de las causas de desheredación conforme a la realidad social que coexista con la tradicional rigidez en la valoración de la existencia de la causa. Así, entre las iniciativas de revisión de la legítima, se tiende a la modernización de los casos legales de desheredación de los herederos forzosos, en el sentido de las situaciones de perdida de contacto entre progenitores e hijos.

El injustificado comportamiento del heredero rompiendo la relación con el progenitor, queda dentro del maltrato psicológico por menoscabo o lesión a la salud mental de la testadora, por lo que se subsume en la figura de maltrato de obra.

 

¿QUÉ REQUISITOS SE EXIGEN PARA PODER DESHEREDAR?

  • Siempre debe hacerse en TESTAMENTO VALIDO
  • En él debe EXPRESARSE LA CAUSA LEGAL Y CIERTA POR LA CUAL SE DESHEREDERA O SE LE PRIVA DE DERECHOS HEREDITARIOS AL HIJO
  • Dicha causa debe existir en el momento en que se hace el testamento
  • Debe constar la IDENTIDAD DESHEREDADO, y también, si así se quiere, la cadena extensiva. Es decir, puede incluirse en desheredación a los nietos, siempre que sean mayores de edad y que incurran en ellos también la causa de desheredación.

 

REQUISITOS DE LA CAUSA DE DEHEREDACIÓN CONSISTENTE EN LA AUSENCIA DE RELACIÓN FAMILIAR. La  ausencia de relación familiar debe ser:

  • DEBE SER MANIFIESTA
  • DEBE SER CONTINUADA (REITERADA Y PERTINAZ)
  • DEBE SER IMPUTABLE EXCLUSIVAMENTE AL HIJO LEGITIMARIO (HABRÁ QUE EXAMINAR LA ACTITUD DEL PADRE Y DEL HIJO EN LO REFERENTE A LA FALTA DE RELACION)
  • DEBE SER CIERTA
  • DEBE DARSE EN EL MOMENTO DEL TESTAMENTO
  • OBJETIVACIÓN DE LA CAUSA. La ausencia de relación familiar habrá que valorarla desde el prisma de la realidad familiar social de la actualidad. Las familias han sufrido cambios estructurales debido al cambio social. La esperanza de vida se ha alargado y hay una menor dedicación de tiempo a la familia por los requerimientos sociales y laborales.

 

El testamento es un instrumento vivo. Es VIVO porque responde a la circunstancias del testador en el momento en el que testa, pero acompañará al testador hasta su fallecimiento, cuando cobrará eficacia. Por ello, siendo que las circunstancias personales y patrimoniales del testador pueden cambiar, no sólo es posible sino además aconsejable ir adaptando el testamento.

El testamento puede ir modificándose las veces que se quiera. En el asunto del que hablamos, la disposición testamentaria en la que se deshereda al hijo por ausencia de relación podrá ser anulada en cualquier momento, tanto porque se ha retomado las relaciones como porque a pesar de la ausencia de relación, el testador ha cambiado de idea respecto la desheredación.

 

¿Qué pasa si no es cierta la causa de desheredación? – Al hijo desheredado le bastará con demandar a quienes son beneficiarios de la herencia, y serán estos los que deban probar que la causa es cierta.

¿Y si se retoma la relación familiar con posterioridad al testamento? – Entonces para invalidar la causa de desheredación el hijo desheredado tendrá que probar que ha existido reconciliación, deviniendo falsa la causa con posterioridad a la fecha del testamento.

 

“El testamento acabará siendo tu papel más importante”

 

Comparte:

Facebook
Twitter
LinkedIn